Inicio Destacado Digitalism – Destination: Breakdown (2016)

Digitalism – Destination: Breakdown (2016)

0

El dúo alemán Digitalism (Ismail “Isi” Tüfekç y Jens “Jence” Moelle) arrancaron en el año 2004, pero no despuntaron hasta el 2007, con el directo de su primer álbum, Idealism, para aquella edición del Sónar. Tema tras tema, sin descanso y llenos de energía, el directo dio sus frutos, aunque lo cierto es que el trabajo de ambos distaba de ser tan perfecto como presuponía la calidad del álbum original. Pero allí estaban, dándolo todo, dejando claro que venían para quedarse. Y así fue. Pero su brutal ascenso hasta la cima de lo cool y el flow rockstar tuvo un repentino parón, en el año 2014, tras la publicación de sus últimos EPs: “Wolves” y “Second Chance”, donde volvían a repetir una fórmula, que estaba empezando a dejar de tener efecto. Desde entonces, han preferido alejarse del mundanal ruido, inventando con la varita mágica algo con lo que volver a hipnotizar a su séquito, tanteando el terreno de vez en cuando, o convocando a artistas tan dispares en sus proyectos, que van desde el productor inglés Matthew Herbert, hasta artistas más periféricos, como es el caso del dj y productor italiano Rodion y el dúo de productores alemanes Local Suicide, para su último proyecto de remixes: “Destination: Breakdown” vinculado al ecléctico tema de su anterior álbum: “Mirage”, que reformulaba el sonido de este dúo alemán, con una mirada puesta en el futuro, pero sin perder su esencia barroca, intensa y divertida.

El álbum de remixes “Destination: Breakdown” es toda una declaración de intenciones sobre la última trayectoria de este dúo, con más ganas de experimentar que en volver a sus consabidas fórmulas. Esta apuesta renovada juega mucho, a lo largo de sus cinco temas, con los claro-oscuros. El género del disco tiene una presencia mayor en el luminoso trabajo del productor alemán Gerd Janson, con fuertes reminiscencias al ítalo disco, o en la colaboración de Rodion y Local Suicide, mucho más tenebrista y dark, que contrasta con el del productor inglés Matthew Herberts, más psicodélico y profundo, o con la del productor francés Alex Gopher, que es puro vitalismo indie dance. El resultado es una mezcla de álbum salvaje, muy en la onda de la filosofía que les ha caracterizado a lo largo de su carrera, que va desde lo más comercial a lo más rebuscado, pero ejecutado con una coherencia y sincronía, que parece sacada de una fórmula matemática.

“Destination: Breakdown” es una rareza que pone en relación a este dúo alemán con nuevos sonidos, pero sin perder su esencia festiva, donde las diferencias entre estilos musicales y épocas, se mezclan y armonizan, con una ligereza tremenda. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.